miércoles, 8 de septiembre de 2010

PARA INICIAR PROYECTO DE INVESTIGACIÓN CUALITATIVA

TAL COMO LO PLANTEAMOS EN CLASE, PARA ACERCARNOS MAS A NUESTRA REALIDAD SOCIAL, PODRIAMOS HACERLO DE ESTA MANERA


PROYECTO DE INVESTIGACIÓN CUALITATIVA
(INICIO--SUJETO A CAMBIOS)
TEMÁTICA DE INTERÉS.
Indicar tópico de interés.

ENFOQUE DE ABORDAJE DE LA REALIDAD EN ESTUDIO.
Exponer la tendencia para abordar la realidad en estudio y según el enfoque señale: fundamento epistemológico, fin último y lenguaje que prevalecerá.

MATRIZ EPISTÉMICA.
Representar el paradigma o matriz epistémica que va a orientar el estudio, mediante un diagrama como proyección mental de la concepción y estilo de pensamiento.

CONTEXTUALIZACIÓN DE SITUACIÓN PROBLEMÁTICA.
Presentar acercamiento detallado a la realidad, mostrar singularidades, relaciones.

INTERROGANTES INICIALES Y OBJETIVOS.
Plantear las interrogantes o inquietudes que surgen al envolverse en la realidad y los objetivos de la investigación.

JUSTIFICACIÓN.
Expresar importancia, beneficios y la necesidad del estudio.

REVISIÓN TEÓRICA.
Indicar revisión teórica inicial acerca de los estudios realizados en el área de interés o de teorías que tratan sobre la realidad en estudio.

METODOLOGÍA.
Señalar el método, selección de población y muestra, y de técnicas e instrumentos.

REFERENCIAS.
Bibliografía consultada.


Y PARA APOYARNOS PODEMOS HACER ESTAS LECTURAS QUE NOS BRINDAN ALGO DE INFORMACIÓN PARA CADA UNO DE LOS APARTADOS SUGERIDOS.RECORDANDO COMO LO SEÑALA SANDOVAL (1996), QUE LO CARACTERÍSTICO ES LA SIMULTANEIDAD DE PRACTICAMENTE TODOS LOS PROCESOS; VARIAS VECES SE PASA POR LA ETAPA DE FORMULACIÓN, OTRAS TANTAS POR LA DE DISEÑO O PROPIAMENTE DE REDISEÑO, VARIAS VECES SE GESTIONAN O EJECUTAN LOS PROCESOS DE RECOLECCIÓN DE INFORMACIÓN Y ANÁLISIS.

LECTURAS BÁSICAS PARA INICIAR EL PROYECTO DE INVESTIGACIÓN CUALITATIVA

.- TEMÁTICA DE INTERÉS.
De acuerdo con Rojas (2007), la investigación cualitativa, como cualquier investigación, comienza entonces con la selección el tópico o problema a investigar. El interés temático puede surgir de la experiencia profesional, de algunas posiciones teóricas que despierten la mente inquisitiva del investigador; de la experiencia personal, de las creencias y percepciones acerca de la realidad. Dado el carácter inductivo y exploratorio de este tipo de investigación, la problemática inicial puede cambiar durante el proceso de recolección de la información orientano al investigador hacia nuevas interrogantes.

.- ENFOQUE DE ABORDAJE DE LA REALIDAD EN ESTUDIO.
Todos nosotros tenemos tendencias para abordar la realidad, señala Leal (2009), ellas vienen dadas por los estilos de pensamiento; los cuales equivalen a la forma cómo el individuo concibe la realidad. Si la concibe de forma tangible, aprehensible, su proceder es concreto, secuencial y sensorial; si la concibe de forma representacional, su proceder es deductivo, abstracto, explicativo; si la concibe subjetiva, su proceder es introspectivo vivencial; y si la concibe compleja e indeterminada, su proceder es dialógico, reconociendo lo inacabado e incompleto del proceso productivo del conocimiento. Esta tendencia se identifica por el lenguaje.
Leal en cuanto a la forma de abordar la realidad en estudio refiere que el enfoque fenomenológico-hermenéutico se interesa por la interpretación y la comprensión en contraste con la explicación, se preocupa por la búsqueda del significado de las experiencias vividas. La investigación se orienta hacia la generación de una teoría que trate de aclarar y de comprender formas específicas de la vida social, la validez de la teoría generada por este enfoque está en términos de su coherencia, consistencia y poder interpretativo y del sentido que tiene para quienes se investiga, esta teoría puede ayudar a las personas a comprenderse mejor y por ende, a cambiar; sus métodos están inclinados hacia el paradigma interpretativo y se expresan en lenguaje cualitativo.



En cuanto al enfoque crítico-dialéctico, se puede decir que está orientado por una reflexión sobre la realidad para transformarla, se fundamenta en la ciencia crítica que desmitifica los modelos dominantes del conocimiento y las condiciones sociales que restringe las actividades prácticas de los hombres, como lo indica Popkèwitz (citado en Leal, 2009), “la función de la teoría crítica es comprender las relaciones entre valores, intereses y acciones, persigue cambiar el mundo, no describirlo” (p. 40). En otras palabras, las personas reflexionan sobre sus prácticas para transformarla. La validez de este tipo de estudio es consensual. La condición esencial para que una proposición sea válida es el potencial que se tiene de llegar a un acuerdo con otros, es decir encontrar herramientas teóricas-metodológicas que permitan no solo pensar en los cambios, sino intervenir en ellos. Este recorrido de acción y reflexión se ha ido configurando con lo que se conoce como el paradigma de la praxis y del cual la investigación-acción participativa se constituye en el modo cinético de conocimiento e intervención de la realidad. Está enmarcado dentro del lenguaje cualitativo.



Finalmente, el enfoque complejo-dialógico, está ubicado dentro del paradigma de la complejidad, parte de una concepción de la realidad indeterminada, en el cual el desorden es creador, la simetría se ha roto, los efectos son fértiles, los desequilibrios son permanentes, las causas y los efectos presentan relaciones complicadas; está presente la no linealidad. El sujeto enmarcado dentro de este abordaje, se coloca en el centro del proceso productivo del conocimiento y reconoce lo inacabado e incompleto del mismo, por tal razón busca dialogar con la realidad, más que simplificarla y absorberla, en este proceso, se acoge la lógica configuracional para la cual no hay reglas a priori que se puedan sugerir, ya que el investigador es un sujeto activo que involucra sus complejos procesos intelectuales, comprometido con el desarrollo del conocimiento sobre la subjetividad.

Por otra parte, continua Leal, cabe señalar que antes de iniciar un estudio es importante tener claro cuál es el fin último de la investigación, desde un punto de vista general, este aspecto nos puede guiar y ayudar en la escogencia del abordaje y enfoque en el trabajo de investigación; por ejemplo. Si mi fin último es controlar o explicar la realidad entonces mi enfoque sería empírico-analítico, pero si es comprenderla, el enfoque sería fenomenológico-hermenéutico, si quiero transformarla el abordaje mas apropiado es el crítico-dialéctico, y si quiero construir conocimiento mi inclinación sería complejo-dialógica.


.- MATRIZ EPISTÉMICA.
La diagramación o proyección mental de la concepción epistémica, expresa Leal (2009), es un aspecto de mucha utilidad en el proceso de relacionar la temática de estudio con la corriente de pensamiento que guía a la investigación, Ello permite a los investigadores vivir “el darse cuenta”, en algunos casos de la concordancia entre lo que se piensa y lo que se dice, en otros de la disonancia entre lo que se expresa y cómo es concebido mentalmente, puesto que esta relación evidencia en el desarrollo de la investigación e influye en la coherencia y validez del estudio.



.- CONTEXTUALIZACIÓN DE SITUACIÓN PROBLEMÁTICA.
Una descripción de los rasgos fundamentales que configuran dicha realidad, el fenómeno en su contexto.

.- INTERROGANTES INICIALES Y OBJETIVOS.
Las interrogantes o inquietudes le brotan al investigador al envolverse en la realidad ((Leal, 2009), de las mismas se desprenden los objetivos de la investigación; además de delimitar la situación de estudio, asumen el rol de guía en la búsqueda y/o construcción del conocimiento.
Por otra parte, los objetivos engloban los logros a alcanzar en este proceso, debe tenerse en cuenta para su conformación, el fin último propio de la corriente o enfoque que orienta el estudio; ya sea explicar o controlar la realidad, comprender o buscar el significado de un fenómeno, transformar las prácticas existentes o construir conocimiento.
Para contribuir a la coherencia en el proceso de investigación, entre la matriz epistémica o corriente y la metodología utilizada, se plantea una nueva categorización para la formulación de los objetivos. Estos se han clasificado en fríos o duros, que expresan lo tangible, lo medible y lo determinado; cálidos o blandos, que expresan lo intangible, lo afectivo, lo subjetivo y lo sistémico: y los no determinados, que hablan de lo inacabado, lo ilimitado, lo no lineal y lo impredecible.
Esta categorización no es una regla, solamente se presenta como una guía para contribuir a la coherencia y a la no contradicción en los conceptos y en el discurso que se expresa en los informes de investigación.
Por ejemplo, señala Leal, si el paradigma que rige la investigación es empírico- analítico, caracterizado por lo determinado, lo objetivo y lo medible, los verbos a utilizar deben expresar esa tendencia; pero si está enmarcada en el paradigma interpretativo es incongruente que se hable de “determinar”, de “establecer” o “medir”, porque lo que busca el investigador no es controlar la realidad sino comprenderla, por lo tanto las acciones tienen que orientarse hacia ese propósito; lo mismo ocurre en el paradigma de la complejidad, el cual reconoce lo inacabado e indeterminado del conocimiento, entonces las acciones que guían al investigador deben expresarse de esa manera.
Por otra parte, cabe señalar que los verbos de categoría no determinados, pueden usarse en las investigaciones positivistas y fenomenológicas, ya que la significación se la da el investigador, pero los enmarcados dentro de la categoría cualitativo- blandos, no deberían utilizarse en las investigaciones positivistas ni los considerados verbos cuantitativos- duros en las fenomenológicas, ya que son paradigmas inconmensurables, estos se complementan pero no son comparables.



En cuanto a los objetivos específicos, estos deben estar relacionados tanto con los interrogantes de la investigación, como con las fases y etapas de la misma. Es importante resaltar, agrega Leal, que en las investigaciones orientadas por el pensamiento de la complejidad, no se habla de determinar objetivos generales y específicos, sino de propósitos, ya que esta se va configurando a medida que se va haciendo.
De acuerdo a ejemplo tomado de Rojas (2007), si un investigador se plantea como tema de interés, el stress de los docentes y formula interrogantes como ¿Qué factores inciden en los niveles de stress…? ¿Qué factores inciden en los niveles de stress…? planteadas así, se inscriben en un paradigma positivista. Ahora bien, si las interrogantes son planteadas en otros términos, ¿Perciben stress los docentes que trabajan en educación básica en la región capital? En caso positivo, ¿cómo estos docentes manifiestan su stress? ¿Utilizan los docentes alguna estrategia para superar su stress? En este caso. No se asume como un hecho el stress de los docentes, más all´s de esto, se busca comprender el fenómeno del stress desde la perspectiva del docente. La investigación se inscribe, entonces, en un enfoque fenomenológico.
Los objetivos podrían ser:
Analizar desde la perspectiva de los docentes que trabajan en educación básica en la región capital, el stress laboral, sus manifestaciones y estrategias para superarlo.
Describir las percepciones de los docentes que trabajan en educación básica en la región capital acerca de su stress laboral.

.-JUSTIFICACIÓN.
Expresa la importancia y la necesidad de estudiar un sector descuidado o no atendido suficientemente hasta el momento o, también, un tema ya estudiado pero no en nuestro medio o con enfoque o metodología diferentes. Algunos casos plantean justificación filosófica, metodológica, social, pedagógica, personal.

.-REVISIÓN TEÓRICA.
Escogido el enfoque desde el cual se abordará la investigación cualitativa, se deberá realizar un revisión teórica acerca del “estado del arte” en el tópico en estudio, es decir, acerca de los estudios realizados en el área de nuestro interés… Es importante aclarar, según Rojas (2007), que en la investigación cualitativa se debe realizar, como en cualquier otra investigación, una exploración rigurosa acerca de los estudios que puedan servir de antecedentes a la investigación, así como de las teorías que tratan de explicar el fenómeno objeto de estudio…En el caso de la investigación cualitativa, la revisión teórica no se constituye en el marco teórico que fundamenta la investigación.

.-METODOLOGÍA.
El método cualitativo específico que se vaya a emplear depende de la naturaleza de la estructura a estudiar, según Martínez (1998). La metodología cualitativo-sistémica dispone de una serie de métodos, cada uno de los cuales es más sensible y adecuado que otro para la investigación de una determinada realidad. Incluye indicaciones del proceso de selección de población y muestra, y de técnicas e instrumentos.
De acuerdo con Galeano (2004), las metodologías cualitativas se proponen, entre otros, objetivos orientados a:
.-La acción: a la comprensión y transformación de la realidad social en cualquiera de sus dimensiones. (Investigación Acción Participativa).
.- Reconocer las prácticas sociales.(Sistematización de experiencias, Investigación evaluativa).
.- Al sentido común o en las tradiciones o cotidianeidad de sujetos pertenecientes a grupos específicos. (Etnometodología).
.- Rescatar el mundo de la interioridad de los actores sociales en sus relaciones con el contexto y con otros actores sociales: desentrañar lógicas, prácticas, percepciones, emociones, vivencias, modos de vida, opiniones, visiones, significados. (Grupos de discusión, Historia oral, Historias de vida).
.- La construcción de teorías o categorías desde la realidad misma que se estudia. (Teoría fundada).
.- La microhistoria, la historia local, la historia de localidades, a la vida cotidiana. (Historia oral, Investigación etnográfica, Historia de vida).



.- REFERENCIAS.
La bibliografía debe ser suficiente y actualizada, según Martínez (1998), para demostrar que se exploró el área respectiva en forma adecuada. En el estudio de las realidades humanas, deben figurar, sobre todo, los autores que han estudiado nuestra realidad, aunque no tengan la autoridad o renombre de los extranjeros que estudiaron su realidad.





Galeano, M. (2004) Diseño de Proyectos en la Investigación Cualitativa. Colombia:Universidad Eafit.


Leal, J. (2009). La autonomía del sujeto investigador y la metodología de investigación (2ª. ed.). Valencia: Azul Intenso.

Martínez, M. (2002). Cómo hacer un buen proyecto de tesis con metodología cualitativa. Cándidus, 4, 21-22.

Martínez también disponible en:
http://www.aeap.es/libro/C%C3%B3mo+hacer+un+Buen+Proyecto+de+Tesis+con+Metodolog%C3%ADa+Cualitativa-_-Como+Hacer+Un+Resume.html


Rojas de Escalona, B. (2007). Investigación cualitativa: Fundamentos y praxis. Caracas:: Universidad Pedagógica Experimental Libertador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada